lunes, 10 de julio de 2017

Libertad

Sueño mágico es la libertad
del que nadie desea despertar,
y en ella se funde el alma
y juntas, muy juntas andan.

Alas vivas de libertad,
alas grandes para volar
al paraíso de las ilusiones,
al mundo de las emociones.

Alas grandes para viajar
y con ellas también conquistar
los anhelos del corazón,
dando vida a la imaginación.

Libertad, cima de la vida,
en donde la luz de la alegría
forma un rayo de resplandor,
que baña todo de color.

Libertad, libertad, libertad,
puerta joven a la felicidad,
es el inmenso azul cielo
sumergido en un sueño.

Aires frescos de libertad,
aires libres de voluntad,
es un deseo infinito
en un profundo suspiro.

Libertad, libertad, libertad,
puerta joven a la felicidad,
efímera y eterna maravilla
que parece nunca terminar.

Es maravillosa la libertad,
pero sus límites debes respetar,
pues en un abismo hondo y negro
con premura, se puede transformar.

Sueño mágico es la libertad,
es una gaviota sobre el mar,
si tú no te aferras a ella
en las bravas aguas te puedes ahogar.

viernes, 30 de junio de 2017

Reloj

Se escucha el viejo reloj,
en la estancia se oye el tic tac,
el péndulo vuelve y se va,
cual brillo el mover deformó,
y así marca el compás
del tiempo sin nunca parar,
realizando su tic tac, su labor.

Las manecillas se mueven
al son del péndulo de oro,
con paciencia y con decoro
marcan la hora brevemente.

Reloj que marca la hora,
del tiempo es esclavo,
camina la manecilla corta
detrás del minutero largo.

Y así seguirá el reloj atado
a su labor aún en la sombra,
en tanto el segundero delgado
vuelva a su ciclo sin demora.

sábado, 10 de junio de 2017

Olas

Se agitan en el mar,
por el océano viajan
y su marcha al terminar
se detiene en la playa.

Suelen cambiar
de azules a blancas
y al llegar a la orilla
gritan y callan.

Olas veo en el mar,
espumosas bajo cielo azul,
que retozan sin parar
bajo la sombra y la luz.

Bajo la lluvia y el viento,
en el fresco amanecer
se ve su gran movimiento,
que sigue al atardecer.

Se oye un fuerte estrépito,
las aguas parecen azotar,
cascada de blancos ejércitos,
que rugen y rugen sin parar.

De mar a costa con algarabía
ondas marinas vienen y van,
a través de una eterna melodía,
ufanas llegan las olas del mar.

martes, 30 de mayo de 2017

Escribano

Escribano que siempre escribes
largas y cortas estrofas,
renglones con frases en prosa,
tinta de color en papel blanco.

Escribes con gran elegancia
párrafos y hermosos textos,
renglones con frases en verso,
siempre con un espíritu franco.

Escribano que nunca detienes
tu mano y esa antigua pluma,
que en tintero mojaste su punta
para trazar sílabas nuevamente.

Escribano que siempre escribes,
juegas con palabras y letras,
que en papel plasmas con fuerza
y tu pensamiento claro describes.

miércoles, 10 de mayo de 2017

Existir

La vida puede estar repleta de historia,
llena de un cúmulo abrupto de vivencias,
vivencias que forman todas juntas un todo
que se confunde en el alma,
creando la ilusión de una verdad absoluta.

La vida es así, en cada paso, en cada camino,
encuentras y pierdes de vista como si ello pareciera un juego
en el que no importa ganar o perder, sólo jugar es la esencia del vivir.
No importa la risa, no importa la pena,
pero gozar ambas es vivir, o tal vez es aprender.

¿Aprender? ¿Cuál es la intención?
La interrogante tiene sentido si en ella cobra conciencia
la existencia de un ente infinito dentro de las profundidades del ser.
¿Pero es este ente el que impulsa, mueve, hostiga al propio vivir?
¿Es este pequeño ser que sutilmente grita y pugna con la unica finalidad
de no caer en el sopor de la vanalidad?

Primero, el letargo propio de la inocencia
en la que no existía mas razón que vivir,
no importa como, en donde o por qué;
si no se tiene noción de lo que hay más allá,
pues la inocencia es el más sano dormir del alma
o quizás es fuente del no existir:
No pienso, no existo o tal vez no soy.

En la inocencia no hay dualidad,
el bien y el mal no existen
porque no hay límite, no hay distinción,
siendo esto lo que no perturba a la conciencia,
esa conciencia traidora que en cuanto distingue
dos extremos comienza hacer de la existencia,
no un vivir, sino un inquisidor de procederes,
tornándose la apacible inocencia del niño
en la trágica conciencia del ser,
un ser cuya rebeldía está al acecho
buscando desafiar lo impuesto
con sólo pensar, existir y vivir.

Y un prolongado sopor inunda la escena,
el barullo que antes fue, ahora es quietud,
como si una tormenta en el mar de pronto dejara su ímpetu,
tal como una ráfaga deja de surcar el vacío apacible
para que en medio de la trémula tranquilidad
se alimente un interior aún más estridente,
ansioso por librarse de las ataduras de la somnolencia
en las que en un breve y largo tiempo fue abatido.

Ahora, en el porvenir de la existencia,
surge un nuevo suceso que denota tiempo, espacio y vida,
si, surge una nueva vivencia que no es más que la suma de todas
y en donde todas no son ni la infinitésima parte de una sóla.

Surge aquel que por eones parecía ausente,
aquel que estuvo lleno de rebeldía y tal vez de soberbia
pero carente del conocer y de sabiduría.

Ahora nace inquieto pero a la vez con mesura,
ya no deja escapar su furia con la fuerza del puberto,
ni tampoco se le ve arrogancia alguna,
ahora nace con la virilidad del conocimiento pleno
de su pasado y de su presente.

Emerge de entre las aguas mansas en las que alguna vez se hundió,
aquel que ahora ya no pregunta, sólo espera, si,
solo espera pacientemente las respuestas que
llenarán el vacío de la duda.

domingo, 30 de abril de 2017

Un segundo

Un segundo es un sutil presente,
un eslabón entre el anterior
y el momento siguiente, que
sin darnos cuenta se diluye
y furtivamente se hace ausente.

Un instante de la existencia,
llega sin anuncio, sin aviso,
para luego partir sin clemencia
cual si fuera el último suspiro.

Un lapso en el mar inconmesurable,
en un mar llamado tiempo infinito,
que no tiene comienzo ni principio
y se va de manera impensable.

Un pequeño intervalo de Cronos,
irrumpe en la vida, en la muerte,
en el transcurrir de los hechos
y avanza hasta terminar inerte.

Un segundo es también una medida,
una abstracción de lo intangible,
que expresa de manera más precisa
lo que la mente humana percibe.

Un momento, pedazo del tiempo,
la unidad mínima de un verdugo
que todo lo abarca, lo hace viejo
y acecha la vida a cada segundo.

jueves, 20 de abril de 2017

Aves

Ahí van volando las aves,
ahí van las reinas del aire,
en sus patas llevan ramitos
y alguna oruga en sus picos.

Vuelan, vuelan y retozan,
en el vacío ellas reposan,
el aire las lleva sin reparo
y el día lo viven volando.

Por los aires ellas vagan,
solo a comer y dormir bajan,
con fervor adornan sus nidos
y con recelo cuidan sus críos.

Cuando la noche llega a su hora,
en los árboles solo ellas moran
y apenas despunta el alba,
nuevamente extienden sus alas.

Aves de todos los colores,
canarios, palomas y ruiseñores,
que alegran los días con sus cantos
y adornan los sitios con encanto.

Aves que inspiran poesía,
aves que forman melodías,
trinos bellos de la naturaleza,
con alas extendidas de grandeza.

Las viajeras siempre emigran,
al cielo entero le dan vida,
a otras partes van y vuelan
y sus destinos ellas truecan.

Ahí va la paloma blanca,
se posa y canta sobre una rama,
ya se va también la golondrina,
la calandria prontamente se retira.

¡Maravillas que alas gloriosas!
¡Maravillas que aves preciosas!
¡Siguen cantando altaneras!
¡Ahí van volando las reinas!

Libertad

Sueño mágico es la libertad del que nadie desea despertar, y en ella se funde el alma y juntas, muy juntas andan. Alas vivas de liberta...